Saltar al contenido
Chef de mi Casa

Solomillo Wellington al horno

Foto de Solomillo Wellington

El Solomillo Wellington es, sin duda, un plato muy apreciado, no sólo por un resultado exquisito y vistoso sino también por lo económico que resulta prepararlo, ya que está al alcance de todos los bolsillos. En esta ocasión os enseño a prepararlo en raciones individuales, pero lo podéis preparar igual con la pieza entera.

Ver vídeo debajo…



Ingredientes de la Receta de Solomillo Wellington al horno

Cómo hacer Solomillo Wellington al horno

  1. Vamos a empezar cortando el solomillo en las raciones que necesitemos, si el solomillo no es demasiado grande, utilizad dos solomillos, para no hacer raciones demasiado pequeñas.
  2. Le ponemos sal y pimienta y reservamos. Con un cuchillo o con la ayuda de una picadora, trocearemos los champiñones y la cebolla trozos bien pequeños.
  3. Ponemos una sartén al fuego echamos un chorrito de aceite de oliva y una nuez de mantequilla. Cuando se haya desecho,  ponemos los solomillos, los tendremos solamente hasta que hayan cogido un poco de color, porque lo único que queremos hacer es marcarlos, procurando que la carne quede sellada por todos los sitios. En el momento en que esté sellada la retiramos a un plato.
  4. En ese mismo aceite echamos la cebolla y el champiñón que ya teníamos picado, dejadlo pochar a fuego medio, en el momento en que esté todo pochado, le añadimos un poco de trufa rallada, le damos unas vuelta y añadimos un chorrito de oporto. Subimos el fuego para que se evapore el alcohol y lo retiramos del fuego.
  5. Cogemos la mostaza de dijon y con la ayuda de un pincel de silicona pintamos los solomillos por todos sus lados.
  6. Ponemos un trozo de film transparente sobre la mesa, colocamos unas lonchas de jamón serrano o bacon, le ponemos una cucharada con el sofrito que hemos preparado con la cebolla y el champiñón y lo extendemos bien por encima de todo el jamón. Ponemos uno de los trozos del solomillo encima  del jamón y hacemos un rollo con ayuda del film transparente. (Ver vídeo min. 2:51) Cogiendo el film por los extremos y haciéndolo rodar por encima de la mesa.
  7. Preparamos el resto del solomillo de la misma manera y lo llevamos al frigorífico porque es muy importante que estén completamente frío antes de colocarlos sobre el hojaldre.
  8. Cogemos una lámina de hojaldre y la dividimos en porciones de tamaño suficiente para envolver nuestros solomillos reservando un poco para adornar al final. Quitamos el film de los solomillos y los colocamos en el centro de nuestras láminas de hojaldre. Pintamos el interior de cada hojaldre con huevo batido y cerramos el hojaldre envolviendo con él nuestros solomillos como si envolviéramos un regalo. (Ver vídeo min. 4:02). Volvemos a pintar el hojaldre con huevo batido, esta vez por el exterior y colocamos unas tiras de hojaldre como decoración.
  9. Por último metemos nuestros hojaldres en el horno precalentado a 190º C (374º F) durante unos 25 minutos.
  10. Sólo nos falta sacarlos del horno servir y… A disfrutar.

Receta de solomillo wellington al horno

 

 ¿Quieres aportar algo?, ¿Tienes alguna duda o sugerencia?, ¿Puedo ayudarte?, deja un comentario,

Gracias por estar ahí:

 María

La Receta Solomillo Wellington al horno aparece primero en Chef de mi Casa.com